Liposucción – Dermavanz

Liposucción
Técnica tumescente rápida recuperación

El procedimiento quirúrgico cosmético realizado con mayor frecuencia para mejorar la figura, eliminando grasa de esas áreas del cuerpo que no responden a pesar del ejercicio y la dieta, es la liposucción. Mediante este método, miles de pacientes han mejorado el contorno de su cuerpo, logrando lucir mejor la ropa. La innovación de realizar la liposucción mediante técnica tumescente ha hecho posible hacer de esta operación un método seguro y de rápida recuperación con mejores resultados estéticos.

¿Qué es la liposucción?
La liposucción o lipoescultura es una técnica quirúrgica mediante la cual se aspira grasa de áreas específicas del cuerpo, utilizando una cánula a través de una incisión de pocos milímetros, creando túneles que son colapsados por la compresión de una faja o vendaje elástico con el objeto de mejorar el contorno del cuerpo. También se utiliza para la extracción de Lipomas (tumores benignos de grasa) o glándulas sudoríparas de la axila en persona con sudoración excesiva.

¿Cuál es la Técnica Tumescente?
La tumescencia o técnica tumescente se refiere al método anestésico local desarrollado por dermatólogos. Considerado en la actualidad como el mejor método para la liposucción dado su amplio margen de seguridad, posee grandes ventajas, como:
Produce una profunda anestesia local sin riesgo de la anestesia general o la sedación.
El sangrado es mínimo, por lo que no se requiere de transfusión sanguínea.
La recuperación es mucho más rápida y considerablemente con menos dolor y molestias postoperatorias, dado al efecto analgésico de la anestesia, que suele durar hasta por 12 horas.
Los resultados estéticos son más satisfactorios por la facilidad con la que se puede succionar la grasa a través de incisiones muy pequeñas.
Reducción de costos por la no hospitalización.

En este método anestésico se utilizan los fármacos Lidocaína y Epinefrina (comunes en la anestesia local) muy diluidos en grandes cantidades de suero, para aplicarse en las áreas a tratar, separando las estructuras y facilitando la aparición de la grasa prácticamente sin sangrado y sin las complicaciones de la anestesia general. Así, la liposucción se puede realizar de forma sencilla, ambulatoria y segura en el consultorio dermatológico, permitiendo al paciente una rápida recuperación en la comodidad de su hogar.

¿Quiénes se pueden hacer liposucción?
La satisfacción de los resultados de la liposucción depende de la habilidad del cirujano y de la técnica empleada, así como de las expectativas que tenga el paciente respecto al resultado final.
Dado a que el objetivo de la liposucción es eliminar depósitos de grasa específicos bien localizados para un mejor contorno del cuerpo, se podría pensar de forma equivocada que ésta sirve para disminuir de peso y tratar la obesidad. Sin embargo, aún algunas personas con poco o moderado sobrepeso también ven mejorada su figura cuando tienen expectativas reales y, sin esperar un cambio dramático, obtienen una disminución en el volúmen de ciertas áreas bien delimitadas y molestas para cada paciente.
Quienes también obtienen resultados satisfactorios son aquellos que a pesar de mantener un peso ideal con ejercicio y dieta, no logran deshacerse de la grasa depositada en áreas particularmente molestas. De esta forma, los mejores candidatos a liposucción son aquellos que, independientemente de la edad, talla o peso, gozan de un buen estado de salud general y tienen un sentido real de la mejoría que podrían obtener mediante este método.
¿Qué partes del cuerpo se pueden tratar?
Prácticamente se pueden tratar casi todas las partes del cuerpo.
Sin embargo, existen ciertas áreas que dan mejores resultados que otras, tales como el vientre o la parte baja del abdomen, la cadera, por encima de los glúteos y a los lados de los muslos, y la papada, que es otro de los sitios que da muy buenos resultados y donde mejor se aprecia el beneficio dela liposucción.
Otras áreas donde también se hace liposucción con ciertas limitantes son: los brazos, la cara interna de las rodillas, la entrepierna, la espalda y las piernas.

¿Cómo es la recuperación?
La recuperación inicial se lleva a cabo en el confort de la casa con un reposo relativo, pudiendo descansar en cama o en un sillón, y con la posibilidad de caminar y realizar actividades de poco esfuerzo conforme las molestias así se lo permitan. Pasadas las primeras 24 horas, podrá reanudar su rutina diaria, aumentando gradualmente su actividad según lo tolere.
Se recomienda reanudar el ejercicio después de 5 a 7 días, comenzando a un 50% de su capacidad habitual, y aumentando el esfuerzo conforme lo tolere.
Para permitir el drenaje de líquido, Las pequeñas incisiones se dejan sin puntos de sutura. Por ello, es indispensable el uso de una faja y compresión con apósitos durante las primeras 24 a 36 horas. Posteriormente, la faja se dejará durante 7 días continuos para reducir las molestias, aunque algunos pacientes la sienten cómoda y la utilizan por más días.

¿Cómo queda la piel?
La superficie de la piel tiende a seguir el contorno del cuerpo según su elasticidad. Cuando se tiene una piel adecuadamente elástica, ésta se adapta suave y uniformemente al cuerpo.
Sin embargo, las características de elasticidad y adaptación de la piel van disminuyendo con la edad, y en algunos pacientes se aprecia algo de flacidez. Aun así, la piel se ajusta al contorno del cuerpo.
Esta contracción de la piel es tal, que rara vez se observan los pliegues de piel excesiva que requieran de cirugía, obteniendo buenos resultados con tan solo la liposucción.
Las estrías, cicatrices y otras marcas en la piel permanecen sin alteración, como si el efecto de la liposucción igual lo hubiese obtenido mediante dieta o ejercicio.

¿La liposucción mejorará la celulitis?
La celulitis es un término no médico utilizado para referirse a la irregularidad en el contorno de la piel por depresiones y abultamientos resultantes de alteraciones en el tejido adiposo y en la estructura del tejido celular subcutáneo. Aquí la liposucción no está indicada. Sin embargo, muchos pacientes han notado mejoría de este problema después de la liposucción.

¿Cuándo podré ver los resultados?
Inmediatamente después de la liposucción y en las primeras semanas se ve disminución en el volumen de los depósitos de grasa tratados. Sin embargo, esta mejora no es aún el resultado final, ya que como es de esperarse, la inflamación de la operación aún no desaparece por completo, y la piel apenas habrá iniciado su contracción y ajuste al nuevo contorno corporal.
Este proceso de desinflamación y moldeado final se puede apreciar algunos meses después, con la posibilidad de 3 meses en la mayoría de los casos, y en algunos hasta 6 meses después. El proceso varía según el organismo de cada persona.
Dr. Jorge L. Moreno González
DERMAVANZ – Dermatología Avanzada en Monterrey